CREOSOTA, Daniel Aragonés Cuesta

Existe un disco duro perdido, y al parecer, la información que tiene grabada en su interior es de vital importancia para ciertas personas.

Bruno tiene que entregar dicho artefacto según lo acordado, pero no  trabaja solo, aunque eso nadie lo sabe, Herodes el Grande, su fiel  amigo de batalla, cubre sus espaldas desde las sombras.  Elisabeth posee ciertas claves, pero pronto se descubre que algo inusual se cuece en el pantano, algo que viaja más allá de la razón.  La visión de la historia es extraña en sí misma.

Todo transcurre en el pantano, un área idealizada e inexistente,  ubicada en el sur de un país que cae en picado. El Grande, Bruno y  Elisabeth, los tres personajes principales; cada uno cuenta su parte  del relato por separado, en primera persona y expresando sus  emociones. 

Locura, sangre, caos, intriga y lujuria criminal.
Amor, odio, humor negro y sátira.
Asesinatos, diálogos anárquicos, alcohol y sexo.
La causalidad también juega.
 
Creosota pertenece a la trilogía del pantano, una serie de novelas a  las que les une un extraño denominador común.

creosota twitter

Es una novela con una estructura muy marcada. Se divide en tres partes que se desarrollan como si fueran los tres actos de una obra de teatro: planteamiento, nudo y desenlace. Pero ahí acaban los convencionalismos de la novela. Cada parte está formado por un pequeño puzzle de tres piezas que poco a poco va encajando a medida que avanzas en el texto. La trama cuenta con un par de giros que logran hacerte seguir leyendo, pero no es lo más interesante de la novela.

De principio a fin es una novela violenta. La sangre, la pólvora y los cuchillos afilados abundan en Taimado, acompañados de frases bravuconas y dobles sentidos amenazadores. Una mezcla de elementos que logran divertir a cualquier amante de la testosterona que desprenden series como Sons of Anarchy o la violencia explícita de los amantes del cine de Tarantino.

El depredador tenía miedo, y yo tenía que intentarlo de nuevo, así que eché a correr y me lancé con los pies por delante, apreté fuertemente el hacha y al pasar junto a él corté sus piernas. Se desplomó, clavó su chepa en el pegajoso légamo de esa zona del bosque y gimió esputando sangre. Me levanté renqueante, deseando fumar.

Kentaro Miura aprobaría la violencia de Creosota.
Kentaro Miura aprobaría la violencia de Creosota.

Cada uno de los tres protagonistas tiene su propio capítulo en cada parte y eso nos permite conocerlos más a fondo. Los tres, a pesar de parecer personajes muy similares —dos moteros y una mujer que… mejor que la descubráis vosotros mismos—, tienen caracteres bastante diferenciados. No están todos igual de bien construidos, pero la narración en primera persona nos ayuda a entender su forma de ver la vida.

El principio de la novela no es una tarea fácil para el lector ya que el caos se adueña de las páginas durante un rato y cuesta meterse en la historia. Eso puede desalentar a alguno a seguir leyendo, pero a medida que avanza la trama el desconcierto inicial desaparece y los hechos se clarifican.

Había varios cadáveres colgados de un travesaño, todos de mujer. Era repulsivo, una brutalidad sin precedentes. En el otro lateral había una enorme fos repleta de cuerpos sin vida, hombres y mujeres, indistintamente. Espeluznante, electrizante, caótico, inaceptable. Mis nervios se templaron, sin embargo, estaba tenso. Apretaba la mandíbula. Podía escuchar el ruido de las abejas, el imaginario sonido del enjambre. El cielo parecía curtido. Oscuridad curtida.

El pantano, siempre presente en la mente de los protagonistas.
El pantano, siempre presente en la mente de los protagonistas.

El estilo del autor es directo y rápido, sin grandes adornos. Frases lanzadas con la velocidad y puntería con la que Herodes lanza sus cuchillos. Un estilo necesario para lograr transmitir el desenfreno de las escenas de acción que a veces es compensado por las casi oníricas y sobreadjetivadas reflexiones que tienen los protagonistas en sus escasos momentos de soledad y calma.

—Te estás equivocando, yo no soy de esos, te lo digo en serio. No vamos a pelearnos colega. Olvida lo de cretino, sé que no querías llamar eso a tu amigo, el enano deformado.

Aquello causó sensación floral. El insultado se levantó, agarró una botella y la rompió contra la mesa.

Estos moteros... siempre buscando follón.
Estos moteros… siempre buscando follón. ¡Pero qué buenos ratos nos hacen pasar a mi amigo Arturo Rodríguez y a mí!

Esta novela tiene un añadido muy interesante que el lector puede coger o no. Los protagonistas parecen ser unos melómanos muy peculiares y, en algunas escenas, les vienen a la memoria diversas canciones. Yo cometí el valiente acto de reproducirlas mientras leía y en la mayoría de ocasiones acompañan muy bien la escena, dándole un toque más cinemático a la experiencia.

Ronin_Shanou

Como os vengo diciendo hace ya un par de meses, soy un ronin y como tal he hecho esta reseña. Creosota es la primera de trilogía Crónicas del Pantano, pero no temáis,  la historia acaba y, como su autor promete, pueden leerse por separado. Por eso animo a cualquier amante de los tiroteos desenfrenados y las emociones fuertes a que lea la novela de Daniel Aragonés.

 

¡Participa en nuestro I Concurso de Reseñas Ronin!

 

concurso ronin twitter

Advertisements

2 thoughts on “CREOSOTA, Daniel Aragonés Cuesta

  1. Diría que es la mejor novela del género que he leído, pero sin embargo he tenido la fortuna de leer Óxido (la segunda parte) dándome un par de días cada novela de emoción sin igual. El pantano te absorbe, parece que puedes respirar ese ambiente, sentir la humedad en tu piel y oler la sangre a cada página que vas pasando. Es una lectura en 3d.

    Liked by 1 person

    1. A mí también me gustó mucho, aunque el principio me chocó negativamente, me sentí algo perdido. No he tenido la oportunidad de leer los dos partes restantes, pero cuando lo haga las traeré al blog, así podemos compartir opiniones. 🙂

      Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s